Impuesto sobre las ventanas o pagar por asomarse al mundo

Alugal

En este nuevo artículo te traemos una curiosidad histórica que a buen seguro va a sorprenderte. ¿Sabías que en Inglaterra hubo un impuesto sobre las ventanas? Durante más de siglo y medio, los habitantes de ese país tuvieron que hacer frente a uno de los gravámenes más curiosos de su historia: el tributo por las ventanas.

Un impuesto que les obligaba a abonar determinadas cantidades de dinero por cada una de las aberturas que se registrasen en las fachadas de sus viviendas y edificios. La estrategia de la monarquía sirvió para poder tapar algunos agujeros en las arcas públicas, pero contribuyó también a incentivar la astucia de los súbditos, así que como solemos decir, “hecha la ley, hecha la trampa”. ¿Quieres saber cómo se libraron de este insólito impuesto?